Importante recaudación gracias a las tragaperras

Las máquinas tragaperras en los bingos de la ciudad brasilera de San Pablo facturan, según datos municipales, más de 1.200 dólares por mes cada una. Gracias a ellas se recauda mucho dinero, ya que las tragaperras garantizan el 90 % de lo generado en las salas de bingo, mientras que el 10 % restante se debe precisamente a la venta de cartones de bingo.

En San Pablo existen unos 25 bingos que cuentan con más de 100 tragaperras en sus salas. Por cada una de estas máquinas la Municipalidad de San Pablo debería recibir algo más de 60 dólaren en concepto de Impuestos Sobre Servicios (ISS). El municipio recaudó el año pasado alrededor de 7 millones de dólares, lo que representó un 40% más a lo recaudado en el año 2005.

El inconveniente es que en la actualidad existen en la ciudad aproximadamente unas 210 mil máquinas tragaperras en funcionamiento en salas de bingo y en otras instalaciones que se encuentran en una situación irregular y que no pagan los impuestos correspondientes.

394 bingos están inscriptos y 200 de ellos ya han sido fiscalizados. Existen 176 salas de bingo totalmente legales, de las cuales 33 funcionan con acciones de amparo. El resto ya fue clausurado o está en vías de serlo.