Málaga primera en juegos

El delegado provincial del Gobierno andaluz, José Luis Marcos, señaló hoy que la provincia de Málaga, con sus casinos de Marbella y Torrequebrada, en Benalmádena, se sitúa en primer lugar de Andalucía en cuanto a volumen de juego privado, con 614 millones de euros.

Marcos, quien ofreció estos datos con motivo del día sin juegos de azar que se celebrará el próximo viernes, indicó la importancia de mantener un control de entrada sobre los locales de juegos de azar para conseguir que 'cumplan las normativas estipuladas, sobre todo en el caso de los menores, así como de las personas con adicción al juego'.

El representante de la Junta informó de que en Málaga existen dos casinos, 19 bingos y 6.481 máquinas tragaperras que generan 614 millones de euros --el 28% del total de lo que se juega en Andalucía--, a lo que añadió que desde 2001, el volumen de juego en la provincia ha crecido un 6,5%.

Asimismo, manifestó que de esos 614 millones de euros que los malagueños gastan en juegos privados, 202,84 corresponden a casinos, 157,99 a bingos y 253,24 a máquinas tragaperras --superados en éstas últimas por la provincia de Sevilla--.

LABORES DE CONTROL

En cuanto a las labores de control, Marcos notificó que se llevaron a cabo durante 2003 más de 200 inspecciones, de las que 111 fueron realizadas en salones de juego.

En este sentido, agregó que se efectuó la apertura de expediente a 24 vendedores con la intervención de más de 1.000 boletos de lotería no reconocidos en el entorno del Mercado Central, la calle Mármoles y la calle de la Hoz, así como otros casos dados en Ronda.

Además, el delegado de la Junta de Andalucía señaló que 5.807 máquinas de juego fueron inspeccionadas por la presentación de 54 denuncias al carecer de identificación, así como la apertura de expediente a tres bingos por permitir la entrada a personas con acceso restringido, faltas consideradas como 'muy graves' bajo multa de entre 600 y 30.000 euros.

RESTRICCIONES

En cuanto a la distinción entre sexos, Marcos comunicó que de 1.020 personas inscritas en las prohibiciones, son 700 los hombres que tienen negada la entrada en casinos y 320 las mujeres, mientras que de 1.550 peticiones en bingos, 850 son hombres y 700 son mujeres.

Sobre los intervalos de edad de estas restricciones, el delegado informó de que el 43,9% se ajusta a personas de entre 26 y 45 años, el 40,8% de entre 46 y 60 años, el 13,9% para más de 60 y el 1,4% son menores de 25 años.

Por último, Marcos apuntó la labor de la Asociación Malagueña de Jugadores de Azar en Rehabilitación (Amalajer) en este campo, ya que ha tramitado la acogida de 115 personas para tratar la ludopatía --67 peticiones procedentes de enfermos y 48 de familiares.