Proyecto de ley sobre las máquinas tragaperras

El Poder Ejecutivo de Perú acaba de enviar al congreso un proyecto de ley sobre las máquinas tragaperras. En él se plantea la prohibición tanto la tenencia como la fabricación, el ensamblaje, la comercialización e incluso explotación de las máquinas tragaperras destinadas a menores de edad.

La ley regiría en todo el territorio peruano y las penas que sancionarían el incumplimiento de la misma preveen una condena de 3 a 6 años de prisión. La Dirección General de Juegos de Casinos y Máquinas Tragaperras del Ministerio de Comercio Exterior y Turismo (Mincetur) no sólo decomisará sin devolución y destruirá las máquinas tragaperras en el caso en que se compruebe la violación de la ley, sino que también se cerrará el establecimiento por unos 15 días.

Igual suerte correrán los locales que operen como salas de juego y donde se exploten tragaperras destinadas a menores de edad. Si ocurriera una reincidencia, además de decomisar las máquinas, se procederá a clausurar el establecimiento.

El proyecto presentado por el Ejecutivo ante el Parlamento plantea la incorporación al Código Penal del artículo 243-D, que aclara que el que “explota, fabrica, ensambla o comercializa en el país máquinas tragaperras destinadas al juego por parte de menores, será reprimido con pena privativa no menor de tres ni mayor de seis años, y con 730 a 1,400 días multa”.